miércoles, septiembre 23, 2020

A contar del 2017, el fútbol nacional tendrá cuatro cupos en el máximo certamen de la CONMEBOL a nivel de clubes.

Así lo anuncio la Confederación Sudamericana de Fútbol (CONMEBOL) en un comunicado emitido esta semana, el cual también confirmó la extensión del certamen hasta diciembre.

Luego de una reunión realizada el domingo por la noche en Bogotá, se ratificó que la Libertadores aumentará de 38 a 44 equipos, agregando dos nuevas plazas para Brasil y una adicional para Argentina, Colombia y Chile.

En palabras del presidente de la CSF, Alejandro Dominguez, la medida tiene como propósito «potenciar el fútbol sudamericano por medio de una estrategia integral que permita generar y reinvertir más valor en pro de su desarrollo. El calendario anual aprobado nos permitirá fomentar la calidad de los torneos locales de cada país y elevar los estándares de las competiciones continentales para ser más competitivos a nivel global”.

De esta forma, el cuarto representante chileno disputará una renovada primera ronda, que será compuesta por dieciséis equipos. Estos se eliminarán hasta quedar solo cuatro en la fase grupal, mientras los dos mejores perdedores de la última ronda tendrán como premio de consuelo ir a la Copa Sudamericana, certamen que arrancara en marzo.

Sin embargo, aún quedan cabos sueltos que se resolverán en las próximas semanas. La ANFP deberá decidir cómo clasificará al “Chile 4”. Universidad Católica ya aseguró su boleto por ser el campeón del Torneo de Clausura. Los dos cupos restantes se entregarán al monarca del Apertura y al de la Copa Chile.

Además, existe una incierta participación de los clubes mexicanos, quienes amenazaron con retirarse del certamen al asegurar que el nuevo calendario les topa con las competencias que disputan a nivel de la CONCACAF. La dirigencia de Chivas, uno de los equipos afectados, espera que se encuentre una pronta solución, ya que ellos quieren participar en la Copa.