martes, septiembre 22, 2020

En primer lugar, vamos a lo futbolístico. Cuando el reloj marcó las 18:01 de la tarde, Julio Bascuñán dio inicio al tercer encuentro de esta jornada sabatina: Universidad Católica vs. Audax Italiano.

El conjunto dueño de casa salió de la siguiente forma: Toselli; Magnasco, Lanaro, Maripán, Parot; Kalinski, Fuentes; Buonanotte; Fuenzalida, Noir y Castillo. Mientras que los itálicos formaron así: Peric; Carrasco, Labrín, Silva, Navarrete; Cortés, Bosso, Toro, Cornejo; Vallejos y Riquelme.

El partido comenzaba y a los 2’ Enzo Kalinski, quedó solo para poner el 1-0, pero un cabezazo defectuoso dice todo lo contrario. Era la primera jugada de peligro para los cruzados.

Con el correr de los minutos, el encuentro se puso tenso y apretado a la vez. Audax Italiano intentó, pero Universidad Católica también tuvo sus armas para poder sorprender a Nicolás Peric. A los 31’, Fuenzalida se ganó la primera tarjeta del partido. Siete minutos después vino un error de Riquelme que aprovecha la zaga cruzada, se la dan a Castillo y este dejó solo a Noir para poner el 1-0 y la algarabía en San Carlos de Apoquindo. Con ese marcador terminó el primer tiempo.

Sin modificaciones se dio inicio a la segunda parte. A los 48’ recupera Kalinski, se la cedió al “Chapa”, este se manda un carrerón, pase al Nico Castillo y era solo tocarla. 2-0 y la locura cruzada en San Carlos.

Rápidamente a los 50’, tras un tiro de esquina, Germán Lanaro puso el 3-0 en la precordillera. Le dio otra alegría al hincha de la franja (había convertido en Copa Chile frente a la U), quien no paró de cantar en todo el partido.

Diez minutos después, Sergi Santos cae en el área rival y Julio Bascuñán cobró la pena máxima. Frente al balón se puso Marcos Riquelme y sin ninguna complejidad pone el 3-1 para la esperanza en los cerca de 100 hinchas que llegaron a la parte alta de la capital.

El tiempo avanzó y llegó el cuarto gol cruzado. Gran recuperación de Maripán, se la dio a Carreño, quien la cedió a Kalinski, este hace la pared con Castillo y el argentino pone el 4-1 ante 9.816 personas que llegaron al estadio.

A los 86’ una brutal patada de Magnasco hizo que Bascuñán le mostrara la tarjeta roja. Algo curioso sucedió antes, ya que el juez internacional sacó la amarilla, pero se retractó. Aún no está oficialmente confirmado, pero puede ser una seria lesión de Eduardo Navarrete por esa criminal acción.

La otra parte necesariamente tiene que ver con las acciones post partido. En primer lugar, Nicolás Peric reclamó porque un hincha cruzado se mofó del equipo, señalando el número cuatro con los dedos. Luego vino la reacción de Marcos Sebastián Pol, quien subió a tribuna para lanzar una patada que golpeó en el brazo a Cristóbal, fanático local que después hizo la denuncia a Carabineros.

Apelando a la Ley de Violencia en los estadios, Pol fue llevado por la fuerza policial a la 48° comisaría de Los Domínicos para el posterior control de detención.

¿Qué le espera a la UC después de este accidentado final? Colo-Colo, también como local. Sería el próximo domingo a mediodía, de no mediar algún cambio de programación. Por el momento, no le pierde pisada a Unión Española e Iquique y sueña con el bicampeonato.

 

Foto: Pablo Vera / Agencia UNO