La opinión del hincha acerero, por Richard Vidal Vergara (@richardvidal).

Huachipato debutó en este Torneo de Transición con un aceptable partido. Convirtió en figura al arquero canario y el rival llegaba menos que el cuadro acerero. Sin embargo, todo esto cambió producto de una sustitución que introdujo César Vigevani, quien dictaminó la salida del “Chino” Martínez para que ingrese en su lugar el paraguayo Jorge Ortega.

La verdad es que cuando vimos al centrodelantero presto para entrar, la mayoría de los hinchas nos imaginamos la inminente salida de Parraguez -nuevamente mostró su escasa efectividad frente al arco-, pero para sorpresa de todos el que salió fue el mediocampista de corte. Este cambio implicó una modificación del esquema, ya que sumó un delantero, pero perdió marca en el medio, lo que posibilitó que San Luis acentuara un dominio que lo llevó a ganar el partido.

Entiendo que nuestro entrenador se juegue mucho en este semestre, pero no tiene para qué ser tan osado si el conjunto le está respondiendo bien dentro del campo de juego. Antes de la fatal sustitución, el equipo se vio bien y después del primer tiempo no se veía por dónde se podía perder este partido. Le faltó jerarquía desde la banca al DT, aunque también hubo jugadores que carecieron de la categoría necesaria para ganar en Quillota.       Conté a lo menos 4 ocasiones claras desperdiciadas por el “Campeón del Sur”.

Hay muy poca jerarquía en el plantel. Aparte de Merlo y Soteldo -le queda muy poco en Chile al venezolano-, no hay jugadores para llevarse el equipo al hombro. Lo de Soteldo el otro día fue de un gran nivel, pero debe finalizar mejor las jugadas que se genere. Ojalá pueda jugar varios partidos antes de partir. Por otro lado, el conjunto debe hacer sentir importante al venezolano y dejarlo patear los tiros libres. En el Sudamericano Sub-20 convirtió un gol por esta vía y la verdad es que si nuestro especialista es Leonardo Povea, estamos muy mal.

Respecto a este último, vale decir que está en el tiempo de convertirse en un gran jugador o en uno del montón. Lo que ha mostrado en este inicio de campaña va más por lo segundo. Depende de él tener un mejor futuro y así ayudará mucho a Huachipato.

Vale decir que en la Quinta región interior el cuadro siderúrgico alineó solo dos jugadores  nacidos en casa: Povea y Bizama, algo impensado para un equipo que se supone formador. Por otra parte, no hubo ningún jugador de la institución nominado para jugar por Chile Sub-21 ante Francia. Juzguen ustedes.

Lo que yo creo es que le está quedando grande el poncho a los dirigentes en este aspecto. Es decir, también les falta jerarquía. ¡Vamos, Huachipato!

Foto: Photosport