Connect with us

FÚTBOL FEMENINO

¿Porqué los Clubes Femeninos no Juegan en Estadios Principales, Sino en Canchas? (by ProfHelix24 and Rodmol7)

Published

on

LA CANCHA 3 (By @ProfHelix24)

Cuando comencé a ver el fútbol femenino chileno, me fascinó la cancha de Deportes Antofagasta. Se llama “Estadio Calvo y Bascuñán, Cancha 3”, al lado del gran estadio que utiliza exclusivamente el equipo masculino. El lado oeste de la cancha da al Océano Pacífico, y el lado este a una majestuosa cordillera. La pared este de la cancha tiene un mural de dibujos animados de jugadoras celebrando un gol. Me parece muy bonito.

La pista no permite el acceso del público. Así que la gente se reúne fuera de la pista para mirar a través de la valla. Calculo que hay entre 100 y 200 personas. A veces, cuando hay equipos grandes en la ciudad, viene más gente a mirar. Después de los partidos, las jugadoras de ambos equipos se quedan y se hacen selfies con los hinchas. Algunos firman autógrafos en los uniformes, carteles, etc.

El mantenimiento es deficiente. Los postes de la portería y los travesaños siempre parecen que se van a derrumbar en cualquier momento. El mural está descolorido y nadie lo repinta. Las redes de las porterías parecen estar rotas y siempre es muy difícil saber si el balón entra o no.

El equipo, al igual que la cancha, está descuidado por el club. Siempre empezaron la pretemporada muy tarde, y cada pocas semanas, las futbolistas hacían un comunicado protestando por el maltrato, pero nada ha mejorado. Pero cuando llega la hora del fútbol, aparecen y juegan con el corazón, y por supuesto, saludan a la gente que los observa detrás de la valla.

El tiempo parece detenerse en la cancha 3. Se convierte en su propio universo. Por mucho que haya cambiado el exterior, siempre parece el mismo, semana tras semana, año tras año.

EN CANCHAS SI, EN ESTADIOS NO (By @Rodmol7)

El ejemplo de Deportes Antofagasta es uno más de la realidad que afecta a las ramas femeninas. La profesionalización no solo involucra tener un contrato y recibir un sueldo, también involucra gozar de derechos inalienables que apuntan hacia la dignidad no solo de una deportista, sino también de una mujer que lleva a cabo un trabajo.

Entre esos derechos está la práctica profesional en un recinto adecuado a la disputa de una competencia federada. Gran parte de los clubes del Fútbol Femenino Chileno, tanto en Primera División como en Ascenso no juegan en los Estadios principales de nuestro país, sino en canchas aledañas pertenecientes a complejos deportivos. En el 2021, con la excepción de Colo-Colo, Everton, Deportes La Serena, Fernández Vial, U.de Concepción y Deportes Puerto Montt, el resto de los clubes jugaba en canchas. Escindimos de este listado a la U.de Chile y a Audax Italiano porque los recintos deportivos del Estadio Nacional y el Bicentenario de La Florida son centros de vacunación contra el Covid-19.

En el Ascenso Femenino, solo San Marcos de Arica y Rangers jugaron sus respectivos partidos en los recintos principales de sus respectivas ciudades, mientras que el resto de los clubes lo hizo en canchas aledañas o complejos deportivos, lo cual hizo disminuir la cantidad de espectadores necesarios para el apoyo de las jugadoras y la recaudación necesaria para mantener a las ramas. Recordemos que una de las finales para ascender a Primera División, entre Coquimbo Unido y Huachipato, se jugó en un complejo deportivo (Las Rosas), donde ni siquiera hubo transmisión del cotejo. Este año existe la incertidumbre donde se jugarán los compromisos del Ascenso Femenino 2022.

En este 2022, la Universidad Católica, respondiendo a las nuevas políticas de mejoramiento de los estándares de su rama femenina, dispuso que su primer equipo juegue en San Carlos de Apoquindo en su recinto principal. Santiago Morning, tal vez con el mejor plantel de la categoría, no dispone de un recinto fijo donde ejercer su Localia, mientras que la U.de Chile tuvo que salir del Centro Deportivo Azul para llevar una cantidad significativa de público (1.488 personas) para un partido de vital importancia contra Palestino. Menos mal que colocolinas, evertonianas, vialinas, foreras, granates y puertomonttinas siguen jugando como locales en sus principales estadios.

Nadie niega que haya complejos deportivos en Chile de alta gama, como por ejemplo el Monasterio Celeste donde juega de local la rama femenina de O’higgins. Es un complejo precioso, sin lugar a dudas, pero ¿por qué no juegan en El Teniente, si están representando a su club en Primera División Femenina, como preliminar de su equipo masculino? No olvidemos que en la final por el ascenso contra Rangers el año pasado, fueron más de 1.000 personas cuando se jugó en El Teniente. También nos preguntamos, ¿cuándo será el día en que la rama femenina de Deportes Iquique, que armó un buen equipo para este año, juegue en el Estadio Municipal y no en el Césare Rossi?, o ¿cuándo las jugadoras de Deportes Antofagasta podrán disfrutar de jugar en el recinto principal del Calvo y Bascuñán y no en la Cancha 3?

Hay mucho que mejorar en el Fútbol Femenino Chileno, porque no hay nada más motivante para una futbolista profesional que disputar sus partidos en un Estadio, con una importante presencia de hinchas en sus graderías que las estén apoyando económica y anímicamente durante los 90 minutos. Se han puesto a pensar ¿qué hubiese pasado si la final de Coquimbo Unido ante Huachipato se hubiese jugado en el Sánchez Rumoroso, con presencia de espectadores y medios de comunicación alentando a las jugadoras?, a lo mejor, el resultado final hubiese sido diferente.

Nos dio una mezcla de tristeza y vergüenza ver como un grupo de mamás tenía que subirse a unas bancas para arrimarse a una pandereta para ver como jugaban sus hijas defendiendo la camiseta de Everton ante Unión La Calera en el comienzo del Torneo Femenino Sub-19. ¿Dónde se estaba jugando el partido?, en una cancha…

Dignidad ante todo, son mujeres que están practicando un deporte de alta competencia, y, sin importar su edad, se merecen todo el respeto del mundo.

Foto: Instagram Somos Fútbol Femenino.

Continue Reading
Total
0
Share