Los Albos derrotaron con lo justo a los Diablos Rojos, avanzando a los octavos de final de Copa Chile, donde esperan rival aún por definir.




En la primera del partido, se escapó solo Esteban Paredes, por la banda derecha de la cancha. Dejó en el camino a Pablo Reinoso, y el meta del cuadro visitante bajó al atacante albo. Falta y el portero solo se llevó una amonestación con tarjeta amarilla. Tras esto, Paredes ejecutó el tiro libre que dio en la barrera. Fue una clara llegada del cuadro dirigido por Hugo González.

Una nueva llegada para el Cacique fue con un remate de distancia de Michael Ríos, que encuentra en buena ubicación a Reinoso, quien controlaba el balón en doble instancia. Eran los mejores momentos de Colo-Colo en el Monumental.

Otra llegada del cuadro Popular, fue con un desborde de Luis Pedro Figueroa, que sacó un centro rasante encontrando a Paredes, que le daba con la punta del zapato y el balón se iba por muy poco desviado. Seguía 0-0 el marcador en el recinto de Macul.

Pero, luego de un ataque por el sector izquierdo, Martín Rodríguez cayó dentro del área y el juez central del encuentro, Ángelo Hermosilla, sancionó la pena máxima. Se puso frente al balón Esteban Paredes, que con remate de zurda abría el marcador para el Cacique en el minuto 20.

Ya con el partido avanzado, una linda jugada que armaron por derecha, prosigue con L. P. Figueroa, quien habilitó a Ríos, que dentro del área sacó un remate de primera y el balón dio en el travesaño, salvando al elenco chillanejo. Pudo ser claramente el segundo tanto de Colo-Colo. Con esto nos íbamos al descanso en el Estadio Monumental.

Con la anotación de Esteban Paredes de penal, el local ganaba por 1-0 a Ñublense al término del primer tiempo.

Arrancaba el segundo lapso en la cancha de David Arellano, con una serie de fuegos artificiales que cayeron del sector norte del recinto de Macul.

La primera de Colo-Colo, ya en la segunda etapa, fue una jugada de Luis Pedro Figueroa y Michael Ríos. Este último encaró, sacó un remate al segundo palo de Pablo Reinoso, que evitó el segundo tanto del Cacique. Luego, remató Luis Pedro pero desviado. Llegaba y llegaba el cuadro del DT interino, Hugo González.

La más clara del cuadro chillanejo fue una jugada que armaron por el sector izquierdo. Lucas Triviño habilitó a Cristián Retamal, que dejaba en el camino a Justo Villar, pero Matías Zaldivia sacó el balón en la línea para el tiro de esquina. Tras cartón, no hubo peligro, pero pudo ser claramente el empate de Ñublense.

Luego de un tiro de esquina, ejecutado por el sector izquierdo hacia donde atacaba Ñublense, Emiliano Pedreira de cabeza anotó el empate para los Diablos Rojos, por lo que quedaba el marcador igualado en un tanto.

Pero cuando ya pensaban en los penales, tras un centro de Ríos por derecha, la pivoteó Rodríguez y Paredes se la levantó al arquero Reinoso, ingresando el balón en el segundo palo para el 2-1 de Colo-Colo sobre la escuadra roja.

En otra de las llegadas claras que tuvo el combinado de Hugo González por izquierda, se escapó solo Martín Rodríguez, y cuando encaró a Pablo Reinoso la quiso picar, pero el meta del cuadro de Chillán le ganó la pulseada. Pudo ser claramente el tercero del Cacique.

Finalizó el encuentro en el Estadio Monumental, con triunfo de Colo-Colo por 2-1 sobre Ñublense, con dos anotaciones de Esteban Paredes, y avanza a los octavos de final de Copa Chile, en donde deberá esperar rival.

Foto gentileza de www.ahoranoticias.cl