jueves, septiembre 24, 2020

De forma indiscutible, la base de los 11 mejores del último torneo la conforman jugadores de Universidad de Chile, el campeón del Clausura. A continuación, el análisis y la elección de la oncena ideal, mejor deté, extranjero, revelación y el jugador top del último campeonato en Primera.

A todas luces, el Torneo de Clausura 2017 fue un torneo extraño, difícil de definir. Un torneo que para algunos resultó entretenido, pero de baja calidad mostrada por cada uno de los elencos protagonistas. Un campeonato caracterizado por su lesa irregularidad, donde los equipos no lograban mantener un rendimiento sostenido fecha tras fecha. Un torneo donde hubo figuras rescatables, jóvenes valores que surgieron y con presencia destacada de directores técnicos que lograron expresar sus ideas futbolísticas, mientras que otros se farrearon sus opciones haciendo experimentos que provocaron confusión y errores manifiestos.

A la larga, y con toda justicia, se impuso la oncena que mostró mayor regularidad y rendimiento en alza en cada partido que disputó, con un estratega que logró expresar su trabajo con la tranquilidad de saber que su ideario futbolístico iba llevar a la Universidad de Chile a lograr el cetro máximo.

Nuestro sitio web elige a las mejores figuras del Clausura 2017. Una elección a todas luces difícil, en base a lo mostrado y a las características del Torneo que se disputó hasta hace algunas semanas atrás.

 

PORTERO

Bryan Cortés (Deportes Iquique): Sin lugar a dudas, es el mejor prospecto en su puesto. Un portero sobrio, acertado en sus decisiones, equilibrado en su actuar, sin demasiadas luces, pero con gran efectividad en sus atajadas, achiques y descuelgues. El iquiqueño ha logrado dejar atrás a otros proyectos a futuro como Castellón (Wanderers), Melo (Palestino) o Salazar (Colo-Colo). Gran futuro para alguien que puede abrirse caminos, incluso a nivel de seleccionado nacional.

 

DEFENSAS

Matías Rodríguez (Universidad de Chile): Hace mucho tiempo que el lateral argentino no había logrado recuperar el nivel que lo elevó como uno de los mejores del mundo en su puesto, de la mano de Jorge Sampaoli, siendo puntal en la Campaña del cuadro azul Campeón de la Copa Sudamericana 2011. Incluso con Beccacece en la banca, Rodríguez cayó en una profunda confusión, y su nivel decayó de forma notoria. Sin embargo, en esta campaña del actual Campeón del fútbol chileno, fue uno de los llamados rescatados por Hoyos, volviendo a convertirse en el dueño de la banda derecha, con constante proyección y búsqueda de variantes ofensivas junto con su aplicación defensiva. No en vano anotó dos goles en la campaña, uno de ellos con una de sus virtudes, el juego aéreo.

Claudio Baeza (Colo-Colo): Es uno de los mejores jugadores del fútbol chileno en la actualidad, y con el paso del tiempo se ha convertido en uno de los puntales fundamentales del cuadro albo. Rinde con excelencia donde se le ubique en el campo de juego. Puede ser el mejor socio de Esteban Pavez en el mediocampo albo, como también puede ser uno de los lugartenientes más gallardos en la defensa que comanda Julio Barroso. Muchos no logran entender cómo con ese nivel altísimo de rendimiento, “Serrucho” no sea del gusto del seleccionador Juan Antonio Pizzi, quien literalmente le ha cerrado las puertas de la “Roja”.

Gonzalo Jara (Universidad de Chile): El mundo futbolístico ansiaba que “Jarita” volviera a expresar su calidad como jugador, mostrando un nivel similar al que lo llevó a ser un titular fijo en la oncena de la Selección Nacional. Jara fue víctima de un excesivo vértigo y ansiedad en sus primeras campañas, luego de retornar a Chile desde Europa. Sus expulsiones y errores manifiestos provocaban dudas y rechazo. Sin embargo, esa cantidad de energía debía ser canalizada de otra manera, virtud que logró conseguir Hoyos al transmitirle confianza absoluta. Jara volvió a ser aquel jugador con altísimo nivel y logró ser una de las figuras de una defensa que mostró solidez y transmitió tranquilidad a lo largo de las fechas.

Jean Beausejour (Universidad de Chile): Gran temporada de “Bose”. Un lateral de constante proyección, velocidad y empuje, con desborde habitual, búsqueda de la asociación y el pase profundo, a ras de piso o por alto. Beausejour fue literalmente un atacante más, el dueño de la banda izquierda, y con la fuerza de su fútbol logró imponerse ante una hinchada que manifestaba sus dudas por su pasado colocolino, a pesar que el “Negro” ha expresado su amor por los colores azules. Volvió a ser el lateral que ha mostrado un altísimo nivel jugando por la Selección Nacional.

 

VOLANTES

Gonzalo Espinoza (Universidad de Chile): Lo consideramos el mejor volante mixto del campeonato chileno. Uno de los jugadores dotados con la técnica más exquisita mezclada con una marca férrea y sin asco. Espinoza nos engalanó fecha a fecha con su gran pegada, su pase milimétrico a distancia, su desdoblamiento de funciones que lo hacía rotar por diversas posiciones del mediocampo, además de una marca intensa, que en algunas oportunidades lo hacía sobrepasarse y le costó dos expulsiones. La experiencia que adquirió en Argentina, un fútbol más intenso y de mejor calidad, hizo que Espinoza fuera un pilar importante del Campeón azul.

Lorenzo Reyes (Universidad de Chile): Otro de los rescatados por el deté Hoyos. Hasta este campeonato, el “Lolo” no pudo mostrar jamás el nivel que lo llevó a jugar en el Betis español ni ser aquel prospecto de gran futuro cuando jugaba en Huachipato. No solo necesitaba la confianza del entrenador, sino que tenía que asumir en propiedad un nuevo rol: ser el dueño de la mitad de la cancha e imponer su status de contendor eficiente. Con Espinoza formó una sociedad que le tributó grandes dividendos y que puede devolverle una posición en futuras convocatorias a nivel de seleccionado.

Rafael Caroca (Deportes Iquique): Es la actual vedette del fútbol chileno. Actualmente varios clubes se disputan la adquisición de su carta, entre ellos los dos grandes. La evolución futbolística de Caroca a lo largo de los años ha sido notable: desde aquel tímido volante de corte que no logró despegar en Colo-Colo, teniendo que pasar una etapa de ostracismo que lo obligó a madurar de golpe, y al alcanzar esta etapa se logró convertir en uno de los pilares fundamentales de los “Dragones Celestes”. No solamente se encargó con eficacia de su labor defensiva, sino que logró construir un modelo basado en su total desdoblamiento de funciones, en la rotación en diversas posiciones del campo de juego y en un majestuoso remate de distancia. Gran figura no solo a nivel local, sino que en la Copa Libertadores también mostró sus dotes.

Jaime Valdés (Colo-Colo): Este no fue el campeonato de los volantes creativos. Los talentosos parecen que se durmieron a lo largo de las quince fechas. ¿O será que esto es una de las expresiones de que los “10” son una especie en extinción dentro del mundo futbolístico? Pero lo de “Pajarito” va más allá del talento y de la capacidad creativa. Valdés es el motor de Colo-Colo, es la pieza valiosa que no puede estar ausente en el cuadro de Guede, y se hace notar la falta del diez como en Iquique, por ejemplo, donde el cuadro albo cayó derrotado. Valdés no solo puede posicionarse en el centro del campo, sino que puede trasladarse hacia otras posiciones con la misma eficacia, incluso con el atrevimiento del desborde por las puntas. A pesar de sus casi 35 años, Valdés aún tiene el fuego que lo hizo brillar en diferentes latitudes.

 

DELANTEROS

Felipe Mora (Universidad de Chile): La gran figura del campeón azul. Un centrodelantero atípico, distinto, con mayor inteligencia, bravura, capacidad de movimiento y aprovechamiento de los espacios. Un ariete con claridad de visión, con capacidad de asociación y poder de finiquito. Sus 13 goles son la firma para alguien que no lograba destapar todas sus virtudes por estar tapado -injustamente- por la figurita de antaño, como lo era “la Gata” Fernández. Al irse el argentino, Mora fue el sustento principal de la gran campaña azul, volvió a ser el delantero soñador de Audax Italiano, y que, con mejores socios que jugaron con él y no para él, fue el émbolo del campeonato logrado.

Esteban Paredes (Colo-Colo): La magia goleadora de Paredes parece un manantial inagotable, a pesar de los años. Sus 11 conquistas se suman a los goles de un Paredes más laborioso y colaborativo con la idea de un Guede demasiado volátil y vertiginoso. Paredes deja de ser un exclusivo ejecutor para transformarse en un socio colaborador de otros compañeros y un soporte más del juego ofensivo colocolino. Sus goles no son virtud de afanes personalistas, sino de un juego constructivo que necesitaba de una ejecución final, su finiquito.

 

DIRECTOR TÉCNICO

Ángel Guillermo Hoyos (Universidad de Chile): Cuando llegó el ex técnico de la Selección de Bolivia al cuadro azul, muchos de sus hinchas manifestaron sendas dudas en cuanto a lo que podía desarrollar el argentino, sobre todo si las experiencias anteriores estuvieron casadas con el fracaso, tanto con Beccacece como con Castañeda. El excesivo vértigo, la confusión y la falta de disciplina táctica tenían a la oncena universitaria laica sumida en un letargo digno de un enfriamiento. Entonces se necesitaba a alguien que no solamente sacara réditos y consiguiera volver a levantar el nivel de sus jugadores, sino que provocase la consecución de un equilibrio deseado por todos sus niveles. Con Hoyos, los jugadores lograron calmar sus ímpetus, recogieron positivamente el traspaso de tranquilidad de su entrenador, quien, con sus consejos y constante apoyo, logró levantar la moral, la confianza, y por consiguiente, el rendimiento de sus jugadores.

Hoyos transmitió sus sólidos valores y no cayó en experimentos que provocasen confusión (como pasó con Beccacece). Con un fútbol simple, con mucha concentración y disciplina táctica, con solidez y equilibrio, Hoyos logró sacar campeón a un león dormido. Otros técnicos que destacaron fueron Jaime Vera (Iquique), Miguel Ramírez (San Luis) y Francisco Bozán (U. de Concepción).

 

JUGADOR EXTRANJERO

Juan Manuel García (Deportes Antofagasta): Sencillamente, un portero extraordinario. Uno lo recuerda por su gran actuación ante Colo-Colo en el empate 1-1 en el Monumental. Sin embargo, el portero nacido y criado en Boca Juniors, cuna de grandes porteros como Antonio Roma y Hugo Gatti, tuvo a lo largo del Torneo un rendimiento superlativo a lo largo de los 13 partidos que disputó. Excelente ubicación, una plasticidad física envidiable, manejo de los tiempos para el rechazo y el vuelo, gran achique y dominio de su defensa fueron virtudes absolutas de un portero que fue una grata presencia en un Campeonato que enfoca su vista en los jóvenes prospectos que ocupan el puesto de arquero en diferentes clubes. Su mejor actuación fue ante Audax Italiano (triunfo por 1-0), donde mantuvo su arco invicto y tuvo grandes atajadas que impidieron un mejor resultado para un equipo que batallaba por mejores posiciones. Sin García, tal vez los “Pumas” podrían haberse enfrentado a duros momentos comprometidos con la amenaza del descenso.

 

JUGADOR REVELACIÓN

El Torneo de Clausura 2017 mostró nuevas figuras muy interesantes que pueden ser futuros baluartes tanto a nivel Nacional como a nivel Internacional. Nuestro sitio web escogió al portero de Deportes Iquique Bryan Cortés como el Jugador Revelación del Torneo de Clausura 2017. Mención honrosa para Pablo Aránguiz (Unión Española) y Gabriel Suazo (Colo-Colo). Aránguiz demostró ser un jugador atrevido, con gran profundidad, dominio del balón y de los espacios y con gran claridad de juego, aunque su rendimiento debe ser constante en los 90 minutos. Suazo, por otra parte, demostró ser uno de los más regulares en la escuadra dirigida por Guede, siendo un jugador muy efectivo por la banda izquierda, sumando a su calidad de marcación su constante desdoblamiento y profundidad en el ataque.

 

MEJOR JUGADOR CLAUSURA 2017

El mundo futbolístico ha sido unánime en cuanto a escoger al delantero Felipe Mora, de Universidad de Chile, como el Mejor Jugador del Torneo de Clausura 2017. Nuestro sitio web no escapa a aquella realidad y se adhiere a elegir al ariete formado en Audax Italiano como el mejor de los mejores del Torneo Nacional, que acaba de finalizar hace unas semanas atrás.

Foto: Agencia UNO